jueves, 2 de marzo de 2017

Águas de Março

I

Percibo un exceso de fuerzas atrayéndome
y balanceándome por rincones desconocidos
mientras intento levantarme sigo cayéndome,
nunca puedo salir de la senda de los vencidos.

No logro anclarme al movimiento,
estoy siempre quieto, a la espera
de un segundo sutilmente violento
que revuelva la sopa en mi cabeza.

Pensamientos inundados de convicción
que me llevan a mundos errantes
y que azotan mi selección natural
para volver a ser un mártir sin sueños.

Sincero, silencioso, precabido e inconstante,
aún insisto, ordeno a mi ejército de neuronas
a convertirse en carne de cañón hiriente
al corazón de hielo que sigue derritiéndome.

II

No sé por qué
por qué lo hago
lo hago porque me gusta
me gusta ser insistente
sutil
insistente pero precabido
precabido pero insistente
no sé
(batalla mental)
no sé
me quiebro en chispas
eléctrico
sin conducir energía
muero en un vacío
que intenté prevenir,
y no sé por qué.

III

Respirar y Escalofríos
son mis amigos,
Respírar es profundo,
y el otro me estremece.
Ambos fabrican 
agua en mis ojos,
entre los tres creamos
hermosos lagos.

Con Desazón y Desamor
hacemos del cielo
un ritual de oscuridad,
Desazón está inquieto
porque no le gustó,
y Desamor le dejó
de hablar al otro
porque sí.

En fin,
todos jugamos
reímos
y somos felices
encerrados
ésta burbuja
llamada
decepción.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario